La Policía investiga el hecho registrado en horas de la madrugada, una de las hipótesis es que buscaban medicamentos para usarlo de alucinógenos, «cosa que no hay, en la salita no hay ni una clase de medicamento» señalaron a la redacción, la sala está ubicada en el Bº José María Gómez de la ciudad de Mercedes.

Un llamado telefónico a la comisaria segunda dio aviso de que una de las ventanas estaba abierta, al momento de constatar el personal policial encontró todo revuelto en el interior.

La hora aproximada en que los delincuentes ingresaron no está determinada, se presume que el ilícito se concretó en horas de la madrugada y como siempre pasa en estos casos la principal hipótesis es que buscan remedios o algún tipo de estimulantes.

La investigación está en manos de la Comisaría Segunda de Mercedes, y hasta el momento no tienen ni un sospechoso.