Macri y el 2° semestre: “No dije que se iban a resolver todos los problemas”

El Presidente aseguró que solo dijo que la segunda mitad del año iba a ser “mejor” que la primera. Planteó que la “baja drástica de la inflación” será recién en los últimos tres meses del año. Viajó a Europa en busca de inversiones.

El presidente Mauricio Macri aclaró la polémica en torno a la expectativa generada por su propio gobierno con la llegada de la segunda mitad del año, en la que se empezarían a ver mejoras en la situación económica y social.

Al respecto, el mandatario dijo que nunca aseguró que los problemas se iban a solucionar a partir del mes de julio sino que simplemente vaticinó que en los próximos meses “vamos a estar mejor”.

“Dije que el segundo semestre iba a ser mejor que el primero, no dije que la Argentina iba a estar con todos sus problemas resueltos en el segundo semestre. Este es un camino largo, las cosas no pasan de un día para el otro sino dando pequeños pasos todos los días. Y estamos dando pequeños pasos todos los días”, declaró Macri a la agencia alemana DPA en una entrevista junto a otros cuatro medios alemanes en Buenos Aires, antes de su gira por Europa.

Los dichos de Macri se dieron luego de ver que el plazo trazado por varios de sus funcionarios -y por él mismo- se fue dilatando a medida que se conocieron algunas cifras de la economía como la persistencia de un alto nivel de inflación, con un ritmo anual cercano al 40 por ciento, y la caída del consumo.

“Todos los sectores de la exportación están funcionando mejor, aunque hay otros sectores que claramente no”, señaló el mandatario en la entrevista realizada en Olivos.

“La reactivación no es algo que vaya a ser parejo. Acá ya hay sectores que se reactivaron, el campo que es el primer gran motor del país está en una revolución de inversión, estamos con el plan de infraestructura más importante de la historia, estamos incrementando los niveles de inversión mes a mes”, agregó.

“Hubo un primer semestre donde tuvimos que tomar medidas muy difíciles, sin haber olvidado de que toda la gente sea parte de esta transformación. Por eso tomamos medidas sociales importantísimas”.

El Presidente subrayó que su Gobierno incrementó los planes de asistencia social para los sectores más desprotegidos y creó tarifas sociales en los servicios públicos para atenuar el impacto del alza de su costo, que varió entre un 100 y hasta un 700 por ciento. “Hemos tenido una política muy activa de inclusión para que sea lo menos traumática posible esta transición”, dijo.

“Claramente en el segundo semestre vamos a mejorar, yo me comprometí a que en el segundo trimestre habrá una baja drástica de la inflación y eso ya está sucediendo”, señaló, y agregó que espera que para el último trimestre “empiecen a visualizarse los resultados del aumento de inversión”.

A Europa por más inversiones

Las declaraciones de Macri se dieron antes de partir hacia Europa donde buscará traer inversiones para el país e impulsar un tratado de libre comercio entre el Mercosur y la Unión Europea. Visitará Francia, Bélgica y Alemania.

Macri dijo que el sector agropecuario argentino vive “una revolución de inversión” que permitirá producir en seis años alimentos “para 800 millones de personas”. En ese sentido, dijo que busca consolidar a la Argentina como uno de los mayores proveedores mundiales de alimentos.

“Lo primero que tenemos que lograr es darle dinámica al Mercosur para que sea realmente un protagonista del siglo XXI. Hay una enorme coincidencia con los otros países del Mercosur de avanzar con la Unión Europea. Creemos que el aporte tecnológico que nos puede hacer esta zona de libre comercio puede ser importantísimo, también queremos aportar nuestra capacidad agroalimentaria, que creemos que es de las más potentes del mundo”, dijo.

Sobre el Mecosur y su rol en región, Macri dijo que se empieza a “vivir un clima de diálogo que no existía antes”.

“Como Presidente en estos meses he resuelto muchos conflictos que había con países de la región. Tenemos materias primas de calidad, podemos ser parte de la agenda de la seguridad alimentaria, la seguridad energética, de la energía renovable”, dijo.

“Creo que el atractivo de la región con una Argentina participando en el liderazgo es muy importante, y yo espero que signifiquen decenas, centenares de fábricas en mi país”, agregó.

“Lamentablemente, la Argentina es como una casa a la cual llegás y el inquilino dejó roto todo. El primer momento es el peor porque hay que entrar en obra, romper los caños para hacer la plomería, poner un nuevo tablero. Pero sabés que si hacés eso vas a estar mejor. Y en ese proceso estamos. Y yo creo que la Argentina es un país con tanto talento, tanto espíritu emprendedor, tantos recursos naturales que vamos a pegar la vuelta muy rápido y el año que viene vamos a estar creciendo. Argentina va a estar en camino a duplicar su producción de alimentos”, dijo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *