La nueva pick up con la que coquetea Fiat

La filial brasileña de la marca confirmó que el año que viene presentará un nuevo modelo, que se ubicará entre las medianas -como Amarok- y las compactas -como Saveiro- en lo que será un nuevo segmento.

La Toro llegará a un segmento nuevo, que por tamaño y potencia se ubica por encima de las pick up compactas como la Strada, y por debajo de las mediadas tipo Hilux
La Toro llegará a un segmento nuevo, que por tamaño y potencia se ubica por encima de las pick up compactas como la Strada, y por debajo de las mediadas tipo Hilux

Desde el Salón de San Pablo del año de 2014 y con escala en el de Buenos Aires de este año, Fiat coquetea con el FCC4, un concept desarrollo por el centro de diseño de Brasil que anticipada las serias intenciones de la compañía en fabricar una nueva pick up.

Lo que era un secreto a gritos, se oficializó, Fiat confirmó que a comienzos del año que viene presentará la Toro. La casa italiana lo define como un Sport Utility Pick Up (SUP), o sea un vehículo que mezcla las características de robustez de una pick up con el confort de SUV.

Aunque la marca no brindó mayores informaciones, múltiples medios brasileños, donde se producirá, develaron algunas especificaciones sobre la Toro (denominado internamente Proyecto 226). Tendrá una carrocería autoportante (las pick up más grandes suelen tener una carrocería de largueros), la cabina será doble, o sea con cuatro puertas.

El único rival directo que tendrá la Fiat Toro es la Renault Duster Oroch - Prensa Fiat
El único rival directo que tendrá la Fiat Toro es la Renault Duster Oroch – Prensa Fiat

A su vez, también dicen que usaría una plataforma derivada del Jeep Renegade (con quien compartirá múltiples elementos), por lo que sería otro fruto de la creación de FCA (firma formada cuando el grupo Fiat adquirió a Chrysler). Podría medir unos 4,9 metros y la habitabilidad sería uno de sus puntos fuertes. En cuanto a su diseño, el mismo deriva del prototipo FCC4 y exhibe ópticas “achinadas” dando una líneas lanzadas y afinadas. Llama poderosamente la atención la tapa de la caja (que tendría una capacidad de entre 700 y 1.000 kilos) que tiene un corte en el medio para ofrecer apertura parcial.

Mecánicamente, los motores con más probabilidades son un naftero 1.8 E-torQ con sistema Flex y 132 CV, y el diésel 2.0 Multijet con 170 CV. Además, las transmisiones serían manual de cinco o seis marchas y automáticas con seis o nueve relaciones, mientras que la tracción tendría opciones 4×2 y 4×4. Dentro del equipamiento, podría incluir control de estabilidad y central multimedia, entre otros elementos. Asimismo, las suspensiones serían independientes en ambos ejes lo que le brindaría un gran confort de marcha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *